Los desafíos de la salud y la pospandemia

Diferentes académicos y referentes internacionales disertaron sobre los desafíos de la salud y la pospandemia, en el marco del Seminario Internacional“Salud, Crisis y Oportunidad – Del océano rojo al océano azul”. Las infancias en la región, el impacto de la pandemia, el desgaste de los profesionales de la salud, la salud mental y el burnout, entre otros, fueron temas sobre los que se explayaron los expertos.

Académicos y especialistas internacionales de la salud disertaron sobre las diferentes aristas del panorama pospandemia, en el marco del Seminario Internacional “Salud, Crisis y Oportunidad – Del océano rojo al océano azul”. El evento tuvo lugar en Hospital Regional Infantil Dr. Arturo Grullón, de Santiago De Los Caballeros, República Dominicana, en el marco del 25° Aniversario del Voluntariado “Jesús con los Niños”, y se transmitió también vía Zoom por las redes sociales de la Escuela Internacional Virtual en Gestión y Calidad Med Quality.

El panel estuvo compuesto por el Dr. Wilson Lucero, Director de Med Quality; el Dr. Anulfo López, Director Ejecutivo de la Alianza de Asociaciones de Salud Pública de las Américas (AASPA) y Presidente de SODOSAP; el Dr. Eugenio De Souza, Vicepresidente y Presidente electo de la World Federation of Public Health Associations (WFPHA);el Dr. Antonio Valdivia y el Dr. Andrés Cascio, académicos de la Universidad de Barcelona (España); la Coach Soledad González, Co Directora de Med Quality y especialista en bienestar organizacional.

Además, se hicieron presentes autoridades del lugar: Sra. Xenia Gell de Álvarez, Presidenta Voluntariado «Jesús con los niños»; Dra. Mirna López, Directora Hospital Regional Infantil Dr. Arturo Grullón; Dr. Daniel Jiménez M., Director del Centro Onco – Hematológico «Jesús con los Niños».

El voluntariado, un modelo a seguir

La bienvenida estuvo a cargo del Dr. Wilson Lucero. En su alocución, el director de Med Quality destacó la labor del voluntariado, al que señaló como un espacio y un lugar fundacional del cual todos los profesionales de la salud deberían aprender para reafirmar su compromiso social. Además resaltó que no podemos pensar en salud colectiva sin tener en cuenta a los niños: “Nos tienen que doler los niños en Latinoamérica porque estamos llegando a estándares parecidos a los de África”. En ese marco acentuó el modelo del voluntariado como ejemplo a replicarse en la región, y anunció que desde la escuela habrá un programa de capacitación para profesionales de la salud avalado por la Universidad de Barcelona.

Lucero llamó a aunar esfuerzos, a trabajar “mano con mano”, ver la oportunidad en la crisis que nos plantea la pospandemia, dejar de pensar en la “economía de la escasez” y generar comunidad.

A su turno, la Directora del Hospital Regional Infantil Universitario Dr. Arturo Grullon, Dra. Mirna López, indicó que la pandemia ha provocado un impacto socioeconómico global y saturó los sistemas sanitarios. “Este aumento progresivo de la enfermedad caracterizado por la rapidez de propagación, la gravedad económica y social, ha desafiado los sistemas sanitarios y ha provocado el desarrollo de estrategias de contención, inversión de recursos y, sobre todo, la motivación de actores como son el personal de salud”, precisó. No obstante, subrayó que tenemos como sociedad el desafío de motivar a esos actores principales: “No es momento de rendirse, hay que ver las nuevas expectativas, los cambios que esta crisis nos está generando. Las crisis generan cambios y eso es lo que esperamos que suceda”. Para López, esta situación mundial hace vislumbrar un fortalecimiento de la gestión, del sector sanitario, “de esos actores que han venido trabajando incansablemente”: “Hoy vamos a adquirir herramientas para que eso no sea más que el inicio de lo que proyectamos, que será un largo recorrido juntos. Y de allí vamos a celebrar los frutos”, concluyó.

La Presidenta del Voluntariado “Jesús con los niños”, Xenia Gell de Álvarez, manifestó su deseo de que lo aprendido en estos años esté al servicio de otros.Trabajamos por la humanización de los servicios de salud, aliviamos la carga física y económica de la enfermedad para una mejor calidad de vida, apoyados en una red de voluntarios unidos”, detalló, y agregó que la visión de la entidad es ser un modelo de gestión, unificando esfuerzos con el Ministerio de Salud y el sector privado para hacer de los programas un ejemplo de funcionalidad y servicio humanizado con los mejores estándares de atención médica.

 Informó que actualmente están trabajando en un albergue para familias que residen fuera de la ciudad, uno de sus principales retos. Asimismo expresó que la institución está abriendo nuevas esperanzas a la colaboración en cuanto al adiestramiento del personal médico y paramédico, e hizo referencia al “tan anhelado” programa de trasplante de médula.

Por su parte, el Director Ejecutivo de la Alianza de Asociaciones de Salud Pública de las Américas (AASPA) y Presidente de SODOSAP, Anulfo López, puso en valor la labor del centro asistencial y consideró que si hay un niño que necesite ayuda existe la necesidad de responder: “Tenemosla responsabilidad de seguir tratando la salud pública y sobre todo la de los niños,  niñas y adolescentes que son una población vulnerable. Cuando 1.8 niños cada segundo ingresa a la pobreza multidimensional es preocupante. Necesitamos hacer comunidad, seguir juntos, hacer la diferencia para esos niños que llegan a nosotros”, enfatizó.

López también anunció que SODOSAP y Med Quality crearán un observatorio de gestión en salud “para seguir discutiendo y analizando los principales temas de salud del país y la región”.

La sindemia de Covid-19

La sindemia de Covid-19 es un concepto al cual hizo alusión el Vicepresidente y Presidente electo de la World Federation of Public Health Associations (WFPHA), Dr. Eugenio De Souza, y que consiste en una sinergia del Covid y otras enfermedades transmisibles y no transmisibles. De Souza explicó que la humanidad ha vivido varias pandemias (sida, influenza, etc.) pero también enfermedades no transmisibles, los trastornos mentales, cánceres, diabetes, hipertensión arterial.

“Hay una explosión de casos de muertes que son entrelazadas no solamente entre sí sino con macro procesos económicos, políticos y ambientales”, detalló, agregando que los cambios producidos en el ambiente han permitido el desarrollo de zoonosis como el Covid, “y seguramente producirán otras zoonosis”.

Para el dirigente internacional, esos procesos también incrementaron las desigualdades sociales e hicieron que el impacto del Covid fuese diferente en los países y dentro de los países. Según De Souza, “debemos buscar una nueva normalidad más justa que la que nos trajo hasta aquí, enfrentar todas las dimensiones del problema, no solamente el virus, las enfermedades, sino sus causas fundamentales también, incluso el injusto orden económico mundial”. 

A su modo de ver, el desarrollo de los pueblos se vuelve fundamental en este marco; un desarrollo sostenible, equitativo e inclusivo y, para ello, es necesario pensar en la salud colectiva como así también en respuestas globales que involucren a los Estados y a la sociedad civil. En ese marco destacó que los niños han sido duramente afectados por la pandemia ya que no sólo fueron los últimos en recibir las vacunas, sino que además sufrieron la falta de las escuelas y los trastornos mentales. “Es nuestro deber actuar hoy para que los niños tengan un buen futuro”, concluyó.

La capacitación, la gestión y la transparencia, fundamentales para el cambio

Dos reconocidos académicos de la Universidad de Barcelona participaron también del seminario Web de Med Quality: el Dr. Antonio Valdivia y el Dr. Andrés Cascio. En su disertación, Valdivia puso el acento en la necesaria profesionalización de las entidades sin fines de lucro, una adecuada gestión y modelo de transparencia.

Por su parte, Cascio se refirió a la situación de vulnerabilidad en la que se encuentran los niños y niñas en América Latina, en términos de pobreza, acceso a servicios básicos, ingresos, hogares, educación de sus padres, formalidad del empleo y composición del hogar. “Sudamérica es la subregión donde creció más la inseguridad alimentaria: 20 por ciento entre 2014 y 2020. En Mesoamérica fue de 7,7 en el mismo período. Esto significa que la desnutrición infantil es una de las situaciones de mayor preocupación para la salud infantil latinoamericana”, detalló.

Asimismo hizo referencia a la necesidad de un intercambio internacional para que aumente la transferencia de conocimiento para los profesionales de la salud de la región, como así también más voluntariado debidamente capacitado.

“La capacitación de la salud pública desde una óptica multidisciplinar y la formación continua es la primera respuesta a las necesidades requeridas para neutralizar, bloquear o hacer desaparecer cualquier crisis sanitaria”, enfatizó.

El océano azul y una nueva mirada

Para concluir, la Co Directora de Med Quality, Coach Soledad González, explicó el concepto del seminario “Del océano rojo al océano azul”, relacionándolo con la necesidad de comenzar a atender las problemáticas de salud desde nuevas perspectivas (el océano azul), como los voluntariados.

“Necesitamos empezar a trabajar nuevos conceptos para abordar las problemáticas. De desnutrición, obesidad y de burnout venimos hablando hace mucho. La pandemia desnudó el desgaste que sufren los trabajadores de la salud y cómo el burnout está afectando su rendimiento. Pero debemos abordarlo desde el paradigma del bienestar organizacional y no desde la productividad”, explicó.

En tal sentido subrayó la urgencia de comenzar a trabajar el fenómeno del burnout no como un desequilibrio entre la vida personal y la laboral sino como una problemática específica de la organización; entrenar a esos equipos en la detección temprana para intervenir y minimizar los sistemas que lo generan.

González cerró el evento con el llamamiento a trabajar desde el océano azul: “Los equipos deben estar a la altura de las problemáticas que estamos atravesando en la pospandemia. Quedó transparentado que tenemos problemas severos de salud mental; cómo los niños se han visto afectados al igual que sus padres. El burnout debe ser una temática que se hable y que se despegue del rendimiento y la eficiencia de las personas. Necesitamos abrir el debate sobre las problemáticas en salud y buscar formas diferentes de abordarlas. Ese es el concepto del  océano azul, porque claramente los abordajes que hemos planteado no han sido suficientes”, finalizó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X